En un informe realizado por el sindicato Comisiones Obreras (CCOO) basado en el Régimen General de la Seguridad Social, se denuncia que más de la mitad de los empleos que se crean en nuestro país son altamente precarios, y solo el 48% son contratos de tipo indefinido, siendo el 52% restante a tiempo parcial o temporales. 

Ante esta situación y la reclama de CCOO, la secretaria de Empleo Lola Santillana ha confirmado estos datos: la creación de empleo en nuestro país sigue afectada por la reforma laboral implantada en el año 2012 y que, aunque el número absoluto de creación de empleos sea más elevado que el anterior a la crisis económica, la calidad y duración de éstos es significativamente peor. 

Los datos más alarmantes de este informe son que los empleos ligados a contratos de corta duración requirieron una media de 5,5 contratos para equiparar uno indefinido en el año laboral de 2018; y que, según los datos del Servicio Público Estatal de Empleo (SEPE), más del 25% de los contratos firmados en julio de este año (es decir, unos 542.000 de los 2.174.000) tuvieron una duración de menos de una semana.