En los primeros seis meses de este año, el supermercado Día ha sufrido unas pérdidas de 418,67 millones de euros, en comparación con los 29,48 millones que obtuvo en negativo el año pasado según la CNMV. 

Este cierre general de locales de venta se debe al descenso de las ventas y por el cambio de medidas que se adoptaron para que hubiera una base adecuada y poder un cambio de rumbo a largo plazo.

La compañía Cash & Carry del grupo Día ha comenzado un proceso de despido colectivo para su filial Grupo El Árbol Supermercados y Distribución. Esto producirá el cierre de las tiendas Max Descuento, un total de 30 establecimiento, y hasta un total de 210 despidos. 

A pesar de las tremendas pérdidas en el primer semestre, en julio y agosto se ha visto una recuperación debido a la prioridad inmediata de normalizar el stock y abastecer las tiendas y almacenes, ya que anteriormente no se estaba dando un servicio correcto a los clientes. La nueva dirección de Día asegura tener los conocimientos necesarios y ser consciente de la situación y apuesta por situar a Día en una buena posición y lograr el éxito a largo plazo.