El polémico nombramiento viene desde la presidencia de la Comunidad de Madrid, por parte de la popular Díaz Ayuso.

Isabel Díaz Ayuso ha anunciado los nombramientos de los cargos que formarán parte de la nueva estructura del Ejecutivo de Madrid. Entre los nuevos cargos, se encuentra Concepción Dancausa como Viceconsejera de Vivienda y Administraciones Públicas, condenada junto a Ana Botella por ventas de vivienda social a Blackstone.

Este último nombramiento ha sido el que más controversia ha causado, pues Dancausa ha sido imputada en varios casos cuando formaba parte del Gobierno presidido por Ana Botella.

En 2017 Dancausa fue imputada junto a otros 15 ex miembros del Consejo de Administración de la empresa pública Mercamadrid, por el Juzgado de Instrucción de Madrid, por un presunto delito societario en una operación en 2013. Finalmente, la investigación contra ella fue archivada a petición de la Fiscalía.

El pasado diciembre fue condenada, junto a Ana Botella y otros siete altos cargos del Gobierno, a pagar 25,7 millones de euros por la venta de 1860 pisos públicos protegidos a sociedades del fondo buitre Blackstone por un precio inferior al del mercado, a la que Dancausa dio el visto bueno en Junta de Gobierno.

A pesar de haber ocasionado un perjuicio de más de 22 millones a las arcas municipales en esa operación, al recurrir la sentencia el Tribunal de Cuentas absolvió a los condenados gracias a los dos votos a favor de revocarla de dos consejeros propuestos por el PP. 

La antigua delegada del Gobierno de Rajoy, que ha ocupado cargos públicos con el Partido Popular desde 1991, recibe una nueva oportunidad en el Gobierno de Isabel Díaz Ayuso, que la presidenta ha caracterizado por ser “un equipo compacto y unido que trabaja en la misma dirección y desde el consenso y la humildad”.