Un informe del CGPJ señala que tanto las demandas por despido como los procedimientos monitorios ascendieron un siete y un veintiocho por ciento en comparación con el primer trimestre del año anterior.

A pesar de alcanzar su máximo en cuatro años el pasado 2018, las demandas por despido ante los Juzgados de lo Social aumentaron a 29.511, es decir, un siete por ciento, según señala el informe “Efectos de la crisis económica en órganos judiciales” presentado este lunes por la Sección de Estadística del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). A la cabeza del total nacional está la Comunidad de Madrid, con 5.869 casos, seguido por Andalucía con un quince por ciento y la Comunidad Valenciana con aproximadamente un diez por ciento.

Además, se registraron 34.203 casos de reclamaciones de cantidad, un nueve por ciento más que el año anterior.  Por último, en el caso de los procedimientos monitorios presentados, ascendieron a 194.715, es decir, un crecimiento del veintiocho por ciento respecto a 2018. En este caso, Andalucía, Madrid y Cataluña fueron las comunidades con el mayor número de procesos judiciales. Este tipo de procedimientos sirve para reclamar deudas dinerarias, líquidas, determinadas y exigibles.