Estados Unidos se convierte en el foco mundial de coronavirus con más fallecidos e infectados que ningún otro país en el mundo.

El país norteamericano ha registrado más de medio millón de afectados y alrededor de 20.000 fallecidos, como apunta la Universidad Johns Hopkins en el último balance publicado. En las últimas 24, los fallecidos fueron 1.920. La nueva cifra lo ubica en el tope del ránking de países afectados por el brote y desplaza a Italia de esa posición que registra 19.468 víctimas fatales.

Según estimaciones de la Casa Blanca el país aún sigue escalando la curva de contagios, por lo que se prevé un aumento de las víctimas mortales cuya cifra llegaría a entre 100.000 y 240.000, siendo Nueva York el epicentro de la pandemia en el país con más de 8.000 muertos y 160.000 contagios.

Donald Trump ha decidido mantener el confinamiento hasta el 1 de Mayo pese a mostrarse impaciente para reanudar la actividad productiva que ha tenido que cesar. Para ello ha constituido un grupo de trabajo con ese objetivo específico.

El mandatario ha pedido paciencia para observar el desarrollo de la curva en las próximas semanas y ha prometido que escuchará a sus asesores de salud pública “con mucha atención”.