Desde el ministerio de educación se ha anunciado que se está preparando un plan de vuelta a las aulas durante la desescalada. Se están estudiando tres posibles escenarios junto a las Comunidades Autónomas, pues, como se ha afirmado desde el ministerio, la decisión compete a las CCAA, aunque el gobierno central no se “desentenderá”.

El primero de los escenarios que se han debatido desde el grupo de trabajo conjunto de ministerio y comunidades contempla que la evolución de la pandemia podría dejar que la actividad docente se desarrolle de forma presencial sin necesidad de establecer una distancia de seguridad.

El segundo escenario es en el que se desarrollarían medidas de distanciamiento social y encaminadas a preservar la higiene en las aulas, pero que igualmente contaría con una vuelta a las clases presenciales por la disminución del riesgo ante la pandemia.

El tercer escenario y el que considera el avance más negativo del Covid-19 en España asume que la vuelta a las clases se pueda hacer inviable en algún punto del curso 2020-2021 obligando así a los alumnos y profesores a regresar al confinamiento debido a un rebrote.

Por otro lado, desde el Ministerio de Educación subrayan que en cualquiera de los tres caso se deberán tomar medidas para suplir los déficits causados por la alteración del curso anterior y se deberán adaptar los contenidos curriculares de forma que estos se ajusten a las competencias fundamentales que se deben enseñar