Según declara el fallo emitido por el Tribunal Supremo, los días que ofrece la empresa considerados de asuntos propios no deben tener que recuperarse, ya que se establecen dentro del cómputo del tiempo trabajado, por lo que de exigirse su recuperación se produciría un exceso en la jornada.

En dicha sentencia se recoge en los hechos probados que, todo el personal laboral de la Comunidad de Madrid, es decir, todo aquel sometido a la Agencia Madrileña de Atención Social (AMAS), a la cual se dirige la sentencia, tenga una jornada laboral de 1.695 horas anuales. Cabe señalar que existen numerosas resoluciones, tanto favorables como contrarias, por lo que se exige analizar las condiciones específicas.

Sin embargo, el TS ha recordado un acuerdo elaborado en el año 2014 en el que AMAS y los sindicatos reconocían 6 días de asuntos propios y una jornada de 1.650 horas anuales, dentro de la cual no estarían incluidos los días por asunto propios. Por este motivo, la Sala ha determinado que esos días no son recuperables, con el fin de no superar la jornada anual establecida.

Debe señalarse que los jueces han desestimado los argumentos de AMAS, que consideraba como discriminatorio reconocer los días personales como laborales, respecto al resto de empleados públicos de la comunidad madrileña.