Sánchez gobierno
Fuente: El muro del pueblo español.

Han pasado solo unas semanas desde que el PSOE llegó al Gobierno, y para sorpresa de muy pocos, todas las promesas que hicieron en la “oposición” están cayendo en el olvido. Si estas semanas ya se han detractado respecto del Valle de los Caídos y sobre la regulación de las mujeres trabajadoras, hoy se suma un caso más a la lista.

Cuando en 2012 se renovó la polémica amnistía fiscal bajo el ejecutivo de Mariano Rajoy, el Partido Socialista se encontraba en la oposición. Pidieron entonces que se publicara la lista de los defraudadores que se acogieron a ella y siguieron prometiendo en campañas venideras que lo harían, ya que era una cuestión de “calidad democrática”, que menos que conocer quien defrauda impunemente.

El asunto ha ido ganando relevancia últimamente, sobre todo con el llamado “caso Corinna”, ya que incluso se ha llegado a creer, es bastante más que problabe,  que el rey emérito, Juan Carlos I, podría estar incluido en esa lista, tras las filtraciones de su participación en el Instituto Noós, vínculos con traficante de armas, dinero de Irán, etc.

Y, sin embargo, ha sido el mismo PSOE el que se ha opuesto a la publicación de este documento con la excusa de que “no se puede”, de que realmente no pueden hacerlo.
En la rueda de prensa que ofreció la portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, dijo también que “ni consideran el caso Corinna”, por que no ha ocurrido durante su legislatura, parece que con el PSOE, ser un mafioso en épocas pasadas no tiene castigo.

Además, alegan que la lista de defraudadores “afortunadamente” no afecta al actual jefe de gobierno, Felipe VI, a pesar de que se mostró incómodo al hablar del tema. Al igual que se siente incómodo el PSOE al cumplir promesas, como todo el circo político en España.

Sigue a Diario raíz en las redes sociales: Facebook, Twitter, Instagram, Youtube.