Según Torra, el encuentro “debe servir para encarrilar la mesa de negociación”. Por su parte, Sánchez afirma tener “voluntad sincera de intentar arreglar el conflicto político en Cataluña”.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el de la Generalitat, Quim Torra, han hablado por teléfono este jueves por la mañana y han acordado reunirse tras la formación de Gobierno, aunque aún no han concretado si el encuentro se producirá en Madrid o en Barcelona.

Según ha informado el Ejecutivo, ambos han mantenido una conversación telefónica a las 09:30 horas en la que han abordado la situación política actual, manteniendo un tono cordial en todo momento.

Según asegura el Gobierno, Sánchez ha trasladado a Torra su intención de “recomenzar y retomar el diálogo” con la “voluntad sincera de intentar arreglar el conflicto político en Cataluña”.

Por su parte, la Generalitat ha lanzado otro comunicado en el que también han definido como “cordial” la llamada y han concretado que su duración ha sido de siete minutos, ocho menos que en la comunicación que ambos mantuvieron en diciembre.

Además, Torra ha explicado que esta nueva reunión “debe servir para fijar las prioridades de esa mesa entre gobiernos” al margen de los parlamentos, que pactaron PSOE y ERC.

Según Torra y ERC, esas prioridades pasan por la “amnistía de los presos” y la celebración de un “referéndum por la autodeterminación”. Poco después del encuentro entre los dos presidentes se reunirá por primera vez la mesa
de diálogo entre Gobiernos.

El acuerdo de la mesa de diálogo pactado entre el PSOE y ERC establece que en un periodo máximo de 15 días tras la puesta en marcha del Consejo de Ministros se deben reunir por primera vez los equipos negociadores, que tienen que ser paritarios y de mismo rango entre instituciones.